Retratan Nueva Normalidad en murales de Atlixco

627

La obra mide 30 metros de largo y tiene imágenes alegóricas como: el cubrebocas, la sana distancia aspectos para superar crisis en el municipio de Atlixco.

El uso del cubrebocas, la sana distancia, no fiestas, no reuniones, son de los principales aspectos que se pueden admirar en el mural de la esperanza para superar crisis por Covid en el municipio de Atlixco.

La obra, de 30 metros de largo por 3 metros de ancho, puede ser apreciada en la barda del panteón municipal localizado sobre la calle 17 sur entre la 5 poniente y la Avenida Manuel Ávila Camacho.

El mural tiene diversos pasajes y elementos, comienza con la representación del brote del virus y las muertes que ha ocasionado, un médico en forma de ángel que cobija a una persona de edad avanzada que vende legumbres en un tiangüis, posteriormente se muestra la fortaleza y la fe de la gente y cómo poco a poco sale a las calles; finalmente se pintó la transición de cómo se supera la pandemia hasta que la sociedad sea capaz de salir a las calles en medio de una disciplina y felicidad a través de la sana convivencia y el deporte.

Su creador, el muralista Miguel Ángel Martínez Caltenco, indicó que con su obra buscar llevar un mensaje de esperanza a la comunidad atlixquense, también generar interés en los niños para que incursionen en el arte mediante cosas positivas a pesar de la pandemia y la inseguridad que afectan al país.

“El mural empieza a tener una transición hacia una manera de alegoría y canto a la vida, donde trato de reflejar la nueva normalidad que nos va a regir a partir del Covid que es el uso del cubrebocas, la sana distancia, no fiestas, no reuniones, y con mi mural trato de crear un poco de conciencia en la sociedad atlixquense a manera de que entendamos que esto no es ficción, mucha gente está escéptica pero es algo real que nos acecha y pues hay que tomar en cuenta todas las medidas que nos piden las autoridades sanitarias”, explicó.

Añadió que el proyecto del mural “Mientras haya vida hay esperanza”, le llevó cuatro semanas de trabajo y más de 50 litros de pintura.

Fuente:https://www.elpopular.mx/